© 2019 UniversoMLM

Wall Street se ve amenazado por las tensiones entre EE.UU., y China

Se espera que la creciente división entre China y EE. UU., rompa los lazos económicos a largo plazo y fuerce a los inversores a reevaluar su visión de los mercados globales.

0
wall-street-se-ve-amenazado-por-las-tensiones-entre-ee

Las firmas de Wall Street han estado examinando las posibles consecuencias de la relación deshilachada entre Estados Unidos y China, se espera que haya una economía global cada vez más polarizada.

Las tensiones aumentaron esta semana después de que Estados Unidos afirmara que dos piratas informáticos chinos atacaban a compañías estadounidenses que trabajaban en la investigación de virus y robaban información de compañías de todo el mundo, con fines de lucro y en nombre del gobierno chino. Luego, Estados Unidos ordenó el cierre del consulado chino de Houston, alegando que era un paso necesario para proteger la propiedad intelectual y los datos de los ciudadanos privados.

Esto reafirma la visión de que el mundo estará mucho más polarizado, con economías y empresas que gravitarán hacia una órbita china o estadounidense.

Una reconciliación cada vez más lejana

Con el panorama actual, las firmas que cotizan en la bolsa están examinando las implicaciones de una relación cada vez más deplorable. Se cree que las consecuencias orbiten en economías y empresas inclinadas hacia China o Estados Unidos.

El toro del mercado desde hace mucho tiempo, Ed Yardeni, advierte que, además del coronavirus, el deterioro de la relación es una de las razones por las que ve el potencial retroceso del mercado en más del 20%.

La reubicación resultante de las cadenas de suministro y los cambios en los patrones comerciales podrían tener un impacto significativo la economía nacional y mundial.

La dinámica dividirá la economía en dos bandos

La rivalidad entre ambos países impulsa a los grandes mercados y a otros países a elegir bandos. Algo que ya sucedía antes de la pandemia y que se recrudeció con ella. 

Para los inversores, las implicaciones son significativas y deben tenerse en cuenta al estructurar las carteras. Existe la necesidad real de crear un conjunto más equilibrado de exposiciones a los mayores impulsores del crecimiento económico global.

Pyle mencionó, además, que las inversiones habían sido diseñadas para beneficiarse de la globalización, pero que ahora se está fragmentando. Por lo que las economías y los mercados financieros estarán menos correlacionadas.

Consecuencias para las multinacionales

Muchos de los gigantes estadounidenses de la tecnología podrían ver seriamente afectados sus negocios. Los analistas dicen que Apple podría ser vulnerable, tanto por sus ingresos en China como por la exposición a la cadena de suministro.

Esta semana, Estados Unidos prohibió a 11 compañías chinas comprar tecnología estadounidense y otros productos sin una licencia especial. Todas ellas son proveedores actuales o anteriores de las principales marcas internacionales, incluidas Apple, Alphabet, HP, Hugo Boss y Ralph Lauren, según un informe del New York Times.

Pyle asegura que las multinacionales ya están trabajando para redirigir sus cadenas de suministro desde China.

Por supuesto, estas nuevas iniciativas se reflejarán en un aumento de precios para los clientes. Revertir el proceso que ha beneficiado por años a la mayoría de las multinacionales tendrá un impacto negativo en muchos sentidos, pues el traslado de la fabricación a China reducía los costos de inversión a la vez que mejoraba los márgenes, pero eso podría cambiar con la nueva situación.

Morgan Stanley, la multinacional financiera estadounidense que desarrolla su actividad como banco de inversiones y agente de bolsa, estudió el impacto potencial en 35 sectores industriales del desacoplamiento de las dos economías.

Sus estadísticas revelaron un impacto negativo en los fabricantes mundiales de automóviles y componentes; transporte global y aeroespacial; bienes de capital global, hardware de TI e Internet de EE. UU. y semiconductores de ambos países.

Pero, como siempre sucede, esta añejada controversia afecta a algunos, pero beneficia a otros. Según Stanley, trece sectores deberían beneficiarse de la globalización continua, incluidos los productos químicos, bebidas, artículos de lujo a nivel mundial, los productos farmacéuticos globales, la biotecnología y la tecnología médica. Además, de los bancos y las compañías de seguros de EE. UU.

Habría que esperar el fin de una situación que se ha mantenido tensa, por años.

¿Qué te ha parecido el artículo?

Me gustalike
Me encantalove
Me diviertehaha
Me asombrawow
Me entristecesad
Me enojaangry

0 Comentario

Síguenos en las Redes Sociales

También podría interesarte

Formación: ¿Cómo hacer crecer mi negocio en medio de la COVID-19?

¿Cómo hacer crecer mi negocio en medio de la COVID-19?

Aprende algunas tácticas de ventas para que tu negocio sobreviva a los efectos extendidos de la pandemia.
Formación: 4 estrategias para lograr la digitalización de tu negocio

4 estrategias para lograr la digitalización de tu negocio

Los consumidores quieren soluciones valiosas y rápidas a sus problemas. Mudar tu negocio a una plataforma digital te abrirá las puertas al éxito.