David H. McConnell, fundador de Avon, era vendedor de libros y regalaba muestras de perfume

avon-founder
David H. McConnell, fundador de Avon
José Luis Galloso
RedactorJosé Luis

Los principios de cualquier empresa son difíciles y en algunos casos producto de la visión y el ingenio de sus fundadores.

El caso de Avon, empresa de venta directa pionera en la industria y en el sector de la alta cosmética, es uno de estos casos que además está lleno de curiosidades.

El fundador de Avon, David H. McConnell, era un viajante vendedor de libros que ofrecía muestras de fragancias como obsequio a sus clientas. Según explica la web de Avon, McConnell "vio que esas mujeres estaban más interesadas en los perfumes gratis que en los libros". El vendedor observó también que a las mujeres les gustaba relacionarse entre ellas, así que tuvo la idea de reclutarlas como representantes de ventas. 

En 1886, fundó California Perfume Company (CPC), que en 1939 pasó a llamarse Avon. La compañía, que cumplió su 130º aniversario el año pasado, presume de haber empoderado a las mujeres y haberles dado la posibilidad de tener independencia económica antes incluso de que pudieran votar en EEUU.

En los últimos años, sin embargo, la compañía no ha sido ajena a la crisis económica y ha registrado pérdidas.

¿Te ha gustado el artículo?

Agradece a José Luis Galloso con

FuenteArtículo tomado de internet